Sobre el evento sobre medicina antroposófica realizado por la Universidad Peruana Cayetano Heredia

Cartas y réplicas

Sobre el evento sobre medicina antroposófica realizado por la Universidad Peruana Cayetano Heredia

Publicamos las cartas notariales enviadas por la doctora Yolanda Prevost y por la Universidad Peruana Cayetano Heredia, y respondemos a sus observaciones.

portada_upch
Sede de la Universidad Peruana Cayetano Heredia. Foto: Andina.

El 27 de junio Salud con lupa recibió cartas notariales de la Universidad Peruana Cayetano Heredia y de la doctora Yolanda Prevost, jefa del área de Educación Continua de la Facultad de Medicina de esta institución, en respuesta al artículo “Una universidad que forma médicos le abre las puertas a la pseudociencia”. En estos documentos, tanto la doctora Prevost como la universidad, rechazan la información publicada y niegan ser promotores de una pseudociencia. A continuación publicamos sus cartas y les brindamos una respuesta.

Sobre las observaciones de la Universidad Peruana Cayetano Heredia:

En su carta, la universidad indica que “no promueve la medicina antroposófica ni ninguna otra vertiente de Medicina Tradicional, Alternativa, Complementaria e Integrativa”. Agrega que el evento solo propiciaba “un espacio para conocer de forma seria cómo otras tradiciones se aproximan al proceso salud-enfermedad y responden a él desde una perspectiva intercultural”. Además, señala que “la verdadera ciencia no es cerrada ni dogmática” y que “la ciencia no censura el diálogo”.

Sobre este punto, debemos precisar que el hecho de dar un espacio a prácticas de salud que no cuentan con evidencia científica suficiente y que pueden poner en riesgo la salud de la población es justamente lo que se cuestiona en el artículo publicado. Como hemos desarrollado en anteriores investigaciones, existen antecedentes de pacientes que abandonan sus tratamientos convencionales por confiar en terapias alternativas. En pacientes con cáncer, la elección de recibir terapias alternativas en lugar de tratamientos convencionales está vinculada a mayor riesgo de muerte.

Durante la pandemia, la crisis que experimentó nuestro sistema sanitario llevó a gran parte de la población a confiar en productos y terapias que no cuentan con evidencia científica, con la esperanza de proteger su salud. Desde este medio, hemos alertado sobre dichas situaciones y lo seguiremos haciendo. Y no se trata de censura o dogma, sino del respeto que debemos a quienes siguen a Salud con lupa.

Es por ese motivo que cuestionamos que una universidad –más aún, una en la que hemos confiado como fuente en numerosas ocasiones, como es la Cayetano Heredia– brinde un espacio a la difusión de prácticas sanitarias que actualmente no cuentan con sustento suficiente para ser recomendadas.

En cuanto a los puntos sobre los que solicitan rectificación:

Es cierto que no solicitamos acceso a la grabación del evento, algo que nos hubiera sido muy útil. Es importante notar, sin embargo, que no recibimos respuesta a nuestros intentos de comunicación, pese a que —tal como indican en su carta— al menos uno de los mensajes llegó a ustedes.

El evento sobre medicina antroposófica se realizó el 11 de junio. El 14 de junio, nuestra reportera contactó con una persona que labora para el área de Comunicaciones de la universidad, a través de la cual se extendió la solicitud de una entrevista, dando también la alternativa de enviar preguntas por escrito. Aunque tenemos constancia de que nuestro mensaje fue recibido, la solicitud no fue atendida. El 16 de junio, la reportera envió un correo al Centro Cultural de la UPCH, que organizó el evento de medicina antroposófica. Sobre este correo, la carta notarial señala que “reveló una clara intencionalidad de cómo demostrarían su publicación”. Sea por esa percepción o por otro motivo, no nos respondieron.

Su carta también menciona que a las oficinas del Vicerrectorado de Investigación no llegó ningún mensaje de nuestro medio. Es cierto pues, como se coloca en el artículo, la comunicación que se buscó fue con el vicerrector, a quien se contactó el 17 de junio a través de un mensaje por WhatsApp. Finalmente, después de días en espera de una respuesta, el artículo se publicó el 24 de junio. Ahora, por su carta notarial, sabemos que desde la oficina del Centro Cultural se tenía conocimiento de que nuestro medio buscaba contactarlos.

Sobre las observaciones de la doctora Yolanda Prevost:

Es importante confirmar que, como indica en su carta, las apreciaciones sobre la ponencia de la doctora Yolanda Prevost proceden de una fuente con amplia experiencia en investigación médica que asistió al evento sobre medicina antroposófica el 11 de junio a través de la plataforma de Zoom. Como ya se señaló, no contamos con la grabación del evento y confiamos en esta fuente que solicitó mantener su identidad en reserva.

En ese sentido, nos parece pertinente incorporar en nuestro artículo las aclaraciones de la doctora Yolanda Prevost, quien participó en el evento en calidad de jefa del área de Educación Continua de la Facultad de Medicina.

Suscríbete

Nuestros lectores son el corazón de este espacio. Únete para recibir los contenidos y conocer las distintas formas de cómo puedes integrarte a la comunidad de Salud con lupa.